14 de octubre de 2009

Grandes Rascadas

Inauguro otro apartado: el de Grandes Rascadas Escrotales y Tocamientos Variados. No es tan raro encontrar a algún personaje que se está aliviando los picores o refrotando los mismísimos, y me he propuesto ir recogiendo aquellos que me encuentre. Hoy, dos ejemplos:

"El Rascachofa"




Oigh, qué picorcillo debajo de la túnica...


(Tomado en Módena)

"En San Poio me rasco el...


"¡Qué gustazo, dios! ¡Cómo se me recuecen
bajo la piel de camello!"

El San Juan Bautista que preside la entrada de la iglesia del monasterio de San Poio, en Galicia.

Es humano que tener necesidad de aliviar el prurito, pero de ahí a dejarlo inmortalizado en piedra hay un abismo de mala leche...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡Dime cosicas bonicas!