19 de mayo de 2010

Qué curioso

Tal día como hoy, la palmaron Ana Bolena y Jacqueline Kennedy, en 1536 y 1994 respectivamente. Salvo en su condición de "primeras damas", se parecen lo que un huevo a una castaña, pero sigue siendo una coincidencia divertida.

Ah, y es Santa Prudenciana, lo cual no tendría mayor importancia si no fuera porque es hermana de Santa Práxedes, que tiene un iglesio en Roma con unos mosaicos que decidí quedarme cuando domine el mundo. Destaca la capilla de San Zeno, cuajadita de teselas, en la cual se guarda un cacho de piedra que aunque en un primer momento puedas pensar que es la pata de la mesa de la Última Cena, es en realidad la columna de la flagelación. Pórfido rojo, creo recordar, pero no me hagáis mucho caso porque estaba totalmente musivarodrogada.



Todos los caminos llevan a Roma, pero pasan por la musivaria.



(Qué mono de piedros, leches)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡Dime cosicas bonicas!